Inicio >> Blog >> Ley de Protección de Animales Domésticos de Madrid

Ley de Protección de los Animales Domésticos, de la Comunidad de Madrid

En agosto de 2016 se aprobó en Madrid la que iba a ser la nueva Ley de Protección de Animales Domésticos, sustituyendo a la anterior, una ley de 1990, con varias actualizaciones o pequeñas modificaciones, a lo largo del tiempo. Esta nueva ley entra en vigor 6 meses después de su publicación, es decir, en febrero de 2017, con lo que desde entonces será obligatorio cumplir con los artículos que ahí se exponen.

A esta nueva ley se la ha llamado la “Ley de sacrificio 0”, porque, entre otras cosas, prohíbe el sacrificio de animales (salvo causas concretas justificadas). Es decir, el temor o creencia, de los ciudadanos, acerca del destino de los animales que van a la perrera, puede desaparecer, porque desde la entrada en vigor de esta ley, no se podrán sacrificar animales por el simple hecho de llegar a la perrera y no tener chip ni personas interesadas en adoptarlos, o tener más de 5 años…

Más adelante explicaremos la diferencia entre eutanasia y sacrificio, algo que también queda bien definido en dicha ley. Sin embargo, en este post nos centraremos en los aspectos más relevantes de cara a los propietarios de las mascotas (no sólo perros y gatos, también hay novedades para conejos y hurones), es decir, en las obligaciones y prohibiciones para conseguir el objetivo de la ley, que es una tenencia responsable por parte de todos los propietarios de animales, que asegure su bienestar, tal y como pretende la normativa.

En su artículo 3, la ley indica que se aplicará en toda la Comunidad de Madrid. En los artículos 6 y 7 habla de las obligaciones y prohibiciones.

Obligaciones

Entre ellas, cabe destacar las siguientes obligaciones recogidas en el artículo 6 (no se expondrán todas, sino las que consideramos más importantes por la novedad o porque hayamos comprobado que son más desconocidas):

  • Proporcionar a los animales un correcto cuidado, alimentación y bebidas sana,control higiénico sanitario, un espacio suficiente para vivir y la posibilidad de realizar ejercicio diariamente.
  • Transportar a los animales adecuadamente y respetando la seguridad vial y la legislación vigente.
  • Impedir que los animales defequen en las zonas públicas, o en las privadas de uso común; y retirar los excrementos en caso de que lo hagan.
  • Proporcionar a los animales los tratamientos preventivos que sean obligatorios o esenciales para un buen estado sanitario; así como un reconocimiento anual en perros y gatos, que quedará registrado en la cartilla sanitaria.
  • Tomar las medidas necesarias para evitar la reproducción incontrolada de los animales. Los perros y gatos que tengan o puedan tener contacto no controlado con otros perros y gatos, deberán estar esterilizados obligatoriamente.
  • Contratar un seguro de responsabilidad civil para los casos que se determine (es obligatorio para todos los perros, no únicamente para los perros potencialmente peligrosos).
  • Identificar a los animales. Posteriormente, en los artículos 11, 12 y 13, la ley indica que se deberán identificar por medio de microchip, todos los perros, gatos, hurones y conejos (no sólo es obligatorio en perros y gatos, como hasta ahora). También indica que es un veterinario quien debe implantar el microchip, por lo que no se deben aceptar compras de animales que vienen con microchip, pero sin estar de alta a nombre de un propietario (práctica que realizan algunos vendedores de animales que no respetan la normativa al respecto).

Prohibiciones

De las prohibiciones, que se exponen en el artículo 7, destacamos:

  • El sacrificio, el maltrato y el abandono de animales.
  • La cría y venta de animales con fines comerciales, sin los permisos correspondientes (sin ser criador autorizado).
  • Las mutilaciones con fines únicamente estéticos.
  • Dar a los animales una educación agresiva.
  • Mantener a los animales atados o encerrados permanentemente o por tiempo o en condiciones que puedan suponer sufrimiento para el animal.
  • Poseer animales sin identificarlos.
  • Mantener en el mismo domicilio un total superior a 5 animales de la especie canina, felina o cualquier otra que se determine reglamentariamente, salvo que el ayuntamiento lo autorice.
  • Utilizar collares de ahorque, pinchos o eléctricos, que resulten dañinos para los animales.

Sacrificio y eutanasia

En el artículo 9, habla del sacrificio y la eutanasia de animales:

  • No se podrán sacrificar animales por el simple hecho de su permanencia en centros de acogida, ni en otros centros para el mantenimiento temporal de animales de compañía, independientemente del tiempo transcurrido desde su entrada en los mismos.
  • No se podrán sacrificar animales con enfermedades tratables en la que el animal puede una vida digna.
  • La eutanasia será practicada por un veterinario, de forma rápida e indolora, bajo sedación.

Animales vagabundos y perdidos

Sobre los animales vagabundos, extraviados y abandonados, en el artículo 20 se indica que:

  • Corresponde a los ayuntamientos recoger a los animales extraviados o vagabundos e ingresarlos en centros de acogida de animales. Deben contar con un servicio veterinario 24 horas para la atención de estos animales.
  • Los municipios de menos de 5000 habitantes, podrán tener convenios con la Comunidad de Madrid para esta materia.

Infracciones

Entre los artículos 25 y 30 se especifican las infracciones (leves, graves o muy graves) y las sanciones por cometer estas infracciones (entre 300 y 3000 € las leves).

 

Éste es un breve extracto de la ley, pero la dejamos aquí para que la puedas descargar si quieres leerla en profundidad. Hay aspectos particulares a celebrar, como la prohibición explícita de los sacrificios, pero, en general, es una actualización importante, de una ley que no había sufrido una reforma profunda desde que se promulgó la anterior, en 1990. Aquí puedes descargar la Ley de Protección de Animales Domésticos de la Comunidad de Madrid de 2016.

Al enunciar los contenidos de la ley, no hemos podido desarrollar ampliamente la repercusión o implicaciones de algunos de esos puntos, pero en una serie de posts que vamos a publicar pronto, nos dedicaremos a explicar qué debes hacer, como propietario de perro, gato, conejo o hurón, para respetar la legislación.

Solicita una cita

Responsable: Identidad: Veterinario Solidario - NIF: 53403236L Dir. postal: Bulevar Picos de Europa, 31, Portal 2, Esc Izq, 4ºB Teléfono: 651152465 Correo elect: info@veterinariosolidario.es “En nombre de la empresa tratamos la información que nos facilita con el fin de prestarles el servicio solicitado, realizar la facturación del mismo. Los datos proporcionados se conservarán mientras se mantenga la relación comercial o durante los años necesarios para cumplir con las obligaciones legales. Los datos no se cederán a terceros salvo en los casos en que exista una obligación legal. Usted tiene derecho a obtener confirmación sobre si en Veterinario Solidario estamos tratando sus datos personales por tanto tiene derecho a acceder a sus datos personales, rectificar los datos inexactos o solicitar su supresión cuando los datos ya no sean necesarios. Asimismo solicito su autorización para ofrecerle productos y servicios relacionados con los solicitados y fidelizarle como cliente.”